CONSPIRACIÓN. Las conjuras del poder

Crónicas Atlantes

© Juanca Romero Hasmen

 

Entrevista con el investigador y escritor, José Manuel García Bautista

 

El mundo de las conspiraciones es quizá el que más me cautiva dentro de todas estas temáticas a las que vengo dedicando más de dos décadas de mi vida. De todo ese tiempo, en los últimos 13 años tengo subrayada la amistad que me une a uno de los grandes divulgadores de lo insólito del estado español. José Manuel García Bautista, prolífero escritor y cercano comunicador, acaba de sacar un nuevo libro que lleva por título “Conspiración, la conjura del poder”, de editorial Samarcanda. Acompañados de un excelente café, hemos estado charlando durante un buen rato, y este es el resultado de esa amigable conversación.

 

¿Tenemos claro el significado de la palabra <<conspiración>>?

Entendemos por Conspiración el acuerdo secreto entre un grupo o personas las cuales, al margen de la ley, tratan de eliminar o derribar una estructura legal. Una conspiración es, por tanto, un acontecimiento que se trata de ocultar a la luz pública y mantener en secreto incluso disfrazándolo con una verdad normalmente admitida. En determinados círculos, cuando el poder conspira contra el poder, se intenta que la “verdad” establecida sea la aceptada y que enmascare una conspiración. El objetivo final de una conspiración es, siempre, lograr un fin que por medios lícitos serían imposible de alcanzar, así –por ejemplo- si bajo el mandato de John F. Kennedy, la Conspiración entre las conspiraciones, se quería alcanzar el poder en los Estados Unidos, por la vía democrática (las urnas) estaría harto difícil con lo cual no quedaría más remedio que eliminar al presidentes conspirando contra él… Para lograr una conspiración casi cualquier medio es bueno: mentiras, secuestros, atentados, asesinatos, golpes de Estado… Como iremos viendo a través de las páginas de este libro, cualquier opción es buena si nos conduce finalmente al éxito en la conspiración.

 

¿Cuáles son los ingredientes básicos para que una conspiración sea catalogada como tal?

Lo primero que debe haber es un hecho que implique una lucha por el poder, bien sea gubernamental o social, empresarial… Hay muchos tipos de conspiración. Lo segundo es que se produzca un suceso que sea extraño de cara a la opinión pública y lo tercero es que sobre ese evento concreto, que puede ser un asesinato, una muerte bajo extrañas circunstancias, un derrocamiento político, un cese empresarial, exista una gran cantidad de datos silenciados, a propósito o no, que alimente la idea de una opción “B” a las causas reales u oficiales comunicadas. A “grosso modo”, con tales pautas, que podrían ser más, se va cumpliendo todo lo que es una “teoría de la conspiración”.

 

Tu libro se muestra esquematizado en diferentes bloques o tipos de conspiraciones. ¿Cuáles de ellas se muestran más frecuentemente en la vida real, o resultan más llamativas?

Sin dudas aquellas que se enmarcan en un ámbito político, lo da este “sector”, pero me llama la atención como ganan terreno las relacionadas con la salud humana, pero todo aquello que implique Poder es el objeto de deseo de las conspiraciones. Personajes con una determinada posición social que se rebelan contra un sistema también están en auge, observa todo lo que hay en torno a la figura de Lady Di o el mismo Papa Juan Pablo I, el tristemente recordado como “Papa de los 33 días”. A mí me llama siempre la atención, por ejemplo, la eterna diatriba si llegamos o no a la Luna, la muerte de Juan Pablo I o el atentado a Juan Pablo II, o Rennes-Le-Cheteau, o el asesinato de JFK al que le dediqué, hace un par de años, toda una monografía, todo un libro, que hace que tenga muy claro quién mató a Kennedy…

 

Bautista 004

Dentro de las referidas a la política, sin duda todo lo que concierne a la muerte de Kennedy, destaca de sobremanera. ¿Tanta conspiración como nos cuentan?

Si, sin dudas, ten en cuenta que Kennedy no veía claro ir a Dallas pero todos lo empujaron a ir a una ciudad que era feudo de la oposición, donde estaba la ultraderecha de Estados Unidos, donde estaban los castristas, la mafia… Para colmo Johnson ambicionaba el lugar de JFK y su esposa estaba cansada de las infidelidades a la que era sometida por un presidente que escondía o que realmente era… Nadie cree ya que Oswald asesinara a Kennedy, es imposible, fue una trama bien urdida pero con tantos cabos sueltos, con tanta información parcial vertida por medios que hacen que el puzle de su muerte no encaje y que nos invite a pensar que la conspiración es más posible de lo que creemos. Johnson se dio prisa en ordenar que se limpiara el coche de arriba abajo cuando era el escenario del asesinato. A Jack Rubi, que mató a Oswald, se le dieron todas las facilidades para acceder a la zona de evacuación del detenido estando armado… Un individuo conectado con los bajos fondos. La triangulación del objetivo (Kennedy) se corresponde al sistema de las operaciones especiales de los “trabajos especiales” por los servicios secretos… Hasta existe el “misterio” de los dos cerebros de Kennedy… El que “volaron” y el que lo sustituyó, todo un despropósito.

 

¿Y qué hacemos con las Torres Gemelas y todo lo referido al 11-S?

Las Torres Gemelas… ¡vaya tema! Surgieron muchas preguntas no respondidas a aquel terrible atentado: ¿Por qué se desplomaron estas inmensas masas de acero y cemento, después que se estrellarán estos aviones, si sus estructuras eran sumamente seguras y a prueba de lo inimaginable? ¿Se estrelló o no un avión en el Pentágono?, ¿Cuál fue la causa para que los terroristas se dejarán escribir en este capítulo sangriento de la historia? ¿Cómo pudieron haber burlado las medidas de seguridad más rigurosas hasta esos tiempos inviolables mundialmente? ¿Eran fanáticos quienes trajeron tanto dolor y desesperación mundial? Según los expertos era imposible que estos aviones pudieran atravesar este monstruo de acero, a primera vista jamás habrían podido cruzar ni la ventana de esta fortaleza de acero, pero ¿Por qué pudo atravesar estos aviones?, ¿Por qué los aviones tomaron la misma dirección y ángulo de entrada para poder enclavar en los rascacielos en mención?

Lo cierto es que hubo mucha permisividad por parte de FBI o CIA sobre los atentados, el MOSSAD informó de la alta posibilidad de atentado y ni cuenta… Se tardó demasiado en actuar en un día en el que, curiosamente, muchos trabajadores del WTC no acudieron a su puesto de trabajo o en el que se registraron extraños movimientos en la Bolsa relacionados con empresas con base en el WTC… Aunque lo más llamativo fue decir que los terroristas podían pilotar un avión de esas características cuando en lo que había ensayado eran en avionetas, en las celebérrimas “Cesna”…

Indudablemente hubo un señalado como era Bin Laden, un terrorista, pero no es menos cierto que la familia Bush tenía lazos empresariales con la familia del terrorista y que, para colmo, tras ello ha seguido existiendo. El 11-S cambió al mundo, cambió los conceptos, cambió la libertad y fue la excusa perfecta para acciones militares que de otra forma jamás se hubieran producido. Ya sabes el lema: “Estados Unidos es el único país que obtiene beneficios en cualquier guerra” y esta guerra, la del terrorismo, también tiene un ganador…

 Bautista 003

Hablemos de la Iglesia, y sin dar rodeos. ¿Mataron a Juan Pablo I, el Papa breve?

Para mí, y es una opinión personal, es un SI rotundo. Es tan inconsistente el relato oficial que cualquier juez vería la culpabilidad. Juan Pablo I quería cambiar cosas dentro de la Santa Sede y eso por la Curia no debió ser bien visto, sobre todo cuando hay personajes con tanto o más poder que el Papa dentro del Vaticano. Te daré unos apuntes para que se piense en ello:

- El Vaticano se negó a dar detalles sobre la muerte del Papa y no permitió por ningún motivo que se realice la autopsia.

- Cuando el cuerpo del Santo Padre yacía muerto en su cama, su secretario Villod, escondió en su sotana un frasco de pastillas que tomaba por las noches y un apunte donde estaban las actividades que realizaría al día siguiente.

-Hay diferentes versiones en torno a quién encontró el cuerpo del Santo Padre, en unos casos se dice que su secretario, en otros que fue una monja que lo asistía… La circunstancia quedó poco clara.

- Desparecieron algunas pertenencias del Papa, como su testamento, sus zapatillas y unas gafas y nadie supo cómo explicarlo.

- Al Dr. Buzzonetti solo le permitieron hacer un examen rápido y de una forma superficial.

- Fue extraña la prisa por embalsamar el cadáver, lo cual no está acorde con la legislación de Italia, se pensó que debería esperar 24 horas como se hizo con otros Sumos Pontífices fallecidos.

- Poco tiempo antes de morir el Papa había tenido un examen médico completo, arrojando como resultado que gozaba de muy buena salud.

- El secretario del Papa insistió en su embalsamiento rápido, eso dejaría de lado la posibilidad de una autopsia, como era el pedido de muchos allegados al Vaticano bajo la silenciosa sospecha que podría haber sido envenenado.

- El Sumo Pontífice falleció aproximadamente a las 5 de la mañana pero se dijo en la versión oficial que había fallecido a las 11 de la noche del día anterior. Eso facilitó que a las 11 de la noche del día siguiente, justo luego de pasadas 24 horas de la hora oficial en que había fallecido, pudiera ser embalsamado.

- Cuando fue embalsamado no se permitió extraer la sangre ni los órganos internos, únicamente se le aplicaron sustancias químicas. Para los defensores de la conspiración, afirmaron que una pequeña muestra de sangre hubiera bastado para saber si fue envenenado.

- Los encargados de embalsamarlo dijeron que al examinar el cuerpo, este no presentaba signos de haber muerto 24 horas antes, calcularon que había fallecido aproximadamente a las 4 de la madrugada y eso fue confirmado por otros testigos.

Al final 1 + 1 suelen ser 2… Su sucesor resultó ser más manejable y, a la vez, más estratega, como fue Juan Pablo II que sabía bien de los entresijos del poder vaticano.

 

Bautista 005¿Fueron un tongo las Apariciones de Fátima?

No fue tan idílico como nos lo han mostrado, los pastorcillos vieron algo raro sin dudas, pero de ahí a la Virgen María, media un mundo…

Lo que vieron fue una figura de un metro de altura, el traje que llevaba era acolchado, llevaba una esfera a la altura del pecho que agarraba con las manos, además se desplazaba sobre una “lengua” de luz que se proyectaba desde una nube luminosa. Además tenemos el testimonio de Carolina Carreira, otra testigo convenientemente silenciada que va un poco más allá: la figura incluso le parecía masculina. Sin embargo la descripción que se hace de ella es de una figura femenina, juvenil, con una capa y una corona de luz. Esa descripción encaja con lo que ellos quisieron ver la Virgen María evitando las inoportunas observaciones de Carolina Carreira.

Luego las autoridades eclesiásticas/religiosas hicieron el resto para que todo entrara en los cánones adecuados. No dudo que algo raro pasó en Fátima, algo casi divino, pero también te digo que se sacaron muchas cosas de su contexto real, la época tampoco invitaba a otras posibilidades, o era divino o era demoniaco… En 1917 el tema ufológico no había sido ni siquiera esbozado.

 

¿Las grandes epidemias y enfermedades, tienen su origen en experimentaciones de grandes lobbies utilizando a seres humanos como cobayas?

Algunas de ellas no me cabe ninguna duda, fíjate el hecho en buscar un cadáver que muriera por la temida “gripe española” (que de española tenía poco o nada) para sacar restos orgánicos (pues estaba conservado en suelo helado en Canadá) para ensayar con el virus… Normal no es pero…

Estoy seguro que muchos laboratorios militares ensayan con cepas potenciadas de virus de cara a una guerra biológica. Bajo la administración de Reagan se hicieron curiosos ensayos para que determinados virus atacaran a una parte de la población más que de otra, léase afroamericanos y asiáticos.

También es muy comentado que el virus del SIDA fuera producto de uno de estos ensayos de laboratorio fuera de control o fuera del rango de experimentación, al igual que se dice del temible ébola. Con respecto a este último no tengo dudas que ha sido generado por la propia naturaleza y que, por esa misma ley natural, ha pasado a contagiarse a los seres humanos y es tan demoledor, pero ojo: en España mueren más personas por la “legionella” que por el ébola.

Antes de 1978 el SIDA era inexistente pero a finales del 2000 ya se contaban 33 millones de casos de infestación y otros 19 millones de fallecidos  debido al SIDA. Es curioso ya que su mayor propagación la alcanza en comunidades africanas, y la velocidad de trasmisión era preocupante… Para muchos médicos y científicos el SIDA se comportaba y comporta, como una enfermedad inteligente, una enfermedad diferente…, y mortal. Que cada uno saque sus propias conclusiones sabiendo que ha pasado de ser mortal a crónica y con tratamientos de mantenimiento.

 

 Bautista 002

Vamos a un clásico de las conspiraciones. ¿Qué enredo hay con la llegada del hombre a la Luna?

La eterna pregunta compañero. Realmente el ser humano llegó a la Luna, indiscutiblemente, ahí está la cartografía de la Luna y los pocos restos de aquella histórica misión. Las dudas surgen con la famosa grabación en estudio de la falsa llegada del hombre a la Luna pero todo ello se vio potenciado por el documental “El Plan B” (Operación Luna) que se emitió en Estados Unidos, una broma televisiva –al estilo de la de Jordi Évole con “Operación Palace”, se inspiró precisamente en “Operación Luna”- que muchos creerían ya que contaba con bromistas como la esposa de Stanley Kubrick, Donald Rumsfield, BuzzAldrin y muchos otros. Era una broma en el Día de los Inocentes en Estados Unidos que es el 1 de Abril.  Se afirma en el documental que el director de cine habría sido la persona elegida por la NASA para grabar la falsa llegada a la Luna merced a un favor de grabación para la película “Barry Lyndon”.

Al final del documental se dice, a las claras, que es una broma, pero para ello hay que ver los aburridos títulos del crédito. Lo peor de esto es que el 78% de la población de Estados Unidos cree que no se llegó a la Luna… Pero llegar se llegó, sin dudas de ningún tipo. Llegar a la Luna, como dijo Von Braun, no era cuestión más que de empuje y cohetes, la verdad es que ver las condiciones en las que se llegó a la Luna da un poco de miedo, es casi suicida.

 

 

Menudo elenco con Elvis, Michael Jackson, Lennon, Sinatra, Walt Disney. ¿Son los famosos esos perfectos peones con los que construir una conspiración?

Si, por que reúnen muchas características buscadas tales como ser célebres, tener miles o millones de seguidores, una vida pública y una parte privada-secreta, todo ello hace que los seguidores, los fans, cuando uno de ellos muere se nieguen a ello, nieguen la posibilidad de su muerte que es alimentada, en ese sistema de creencias, por otros fans igualmente cerrados a la posibilidad que su ídolo haya muerto. Sucedió con Elvis, quizás el más claro exponente de ello. ¿Cuántas personas afirman haberlo visto en diferentes puntos del mundo? Incluso retratos de un Elvis anciano hay por la Red que es el perfecto mentidero. Igualmente sucede con Michael Jackson o Lennon y, sin embargo, sabemos que están muertos por desgracia. Pero es la sinrazón, el querer mantener al mito vivo más allá de la muerte sin darse cuenta que la obra de ese mito es eterna y es la que siempre lo mantendrá vivo en el recuerdo.

 

En “Conspiración, las conjuras del poder”, te adentras en terrenos farragosos referidos a la política, el ámbito militar, casas reales, fenómeno OVNI, grandes compañías… ¿Es un libro molesto para alguno/os?

Si, sin dudas, hasta para editoriales que pusieron muchas pegas a su publicación por temor. Yo no quería hacer un libro donde explicar de forma monográfica determinadas conspiraciones, sólo hacer una obra a modo de catálogo de conspiraciones en la que  el lector al leerla sepa cuáles son y que implican, un catálogo sencillo de leer, claro en su exposición y sobre todo que muestre el mapa de las conspiraciones mundiales.

Es molesto porque habla de temas en los que implica un engaño a la sociedad, a los medios de comunicación, a los periodistas que somos en muchas ocasiones el vehículo perfecto para determinada, e involuntaria por nuestra parte, desinformación, oportuna desinformación. Es reverdecer temas que muchos preferirían dejar eternamente aparcados.

 

¿Cuéntanos cómo y dónde comprar tu libro?

Pues está en librerías, grandes almacenes y en la editorial que a través de la web es igualmente comprable http://editorialsamarcanda.com/ . Sea como fuere espero que el libro sea una guía orientativa de las conspiraciones mundial y, advierto: no os perdáis el apartado dedicado a las conspiraciones españolas.

 

Muchas gracias José Manuel por compartir este rato de charla con nuestros lectores.

Gracias siempre a  vosotros. Agradecido y siempre animando a que sigáis con esta vuestra gran labor.